Rory O'Donnell CC BY-SA

Lo que se habló en “Hablemos de Corrupción”

Con una sincronización relojera me sucedió leer los resultados de Latinobarómetro 2015 y caer en la cuenta de que el mismo día, 12 de octubre, se estaría realizando la jornada de Hablemos de Corrupción organizada por el Instituto Mexicano para la Competitividad (IMCO) y distintos organismos nacionales e internacionales.

De acuerdo con los resultados de Latinobarómetro, la corrupción está marcando la forma en cómo los ciudadanos están valorando los resultados de su gobierno. Anteriormente el elemento de mayor influencia era la situación económica, pero ha dejado de ser así. México comparte los lugares más bajos en términos de aprobación ciudadana al titular del ejecutivo junto con Venezuela y Brasil, con porcentajes por debajo de 35%[1], por la influencia que tiene la percepción de la corrupción en estos países.

La corrupción está inmersa en nuestro día a día, lastimando a nuestras sociedades en términos económicos, políticos y sociales. La corrupción es un fenómeno poderoso al que, entre más se le evade, más fuerza toma. Por esta razón, resultó muy pertinente e importante la celebración de la jornada de Hablemos de Corrupción; un espacio en el que confluyeron distintos actores para hablar sobre el tema.

Lo que más destaco de Hablemos de Corrupción, fue el enfoque del evento que, contrario a repasar los tan lamentables hechos que hemos experimentado en los últimos años y décadas, se enfocó a exponer distintas explicaciones y alternativas para afrontar al fenómeno de la corrupción, sembrando la idea de que México no tiene que ser un país corrupto eternamente. Los paneles son altamente recomendables y pueden ser consultados en: http://hablemosdecorrupcion.mx/transmision-en-vivo

Pensando en aquellos que no pudieron estar en la jornada o cuyo tiempo es extremadamente limitado como para ver la grabación de las conferencias, decidí aplazar la salida del blog preparado para esta semana y aprovechar este espacio para compartir, de la manera más resumida posible, algunos de los puntos comentados que constituyen a su vez propuestas concretas para tratar el tema de la corrupción en nuestro país.

Propuestas:

Es necesario desmantelar redes de corrupción y no sólo responsabilizar a los individuos. (Eduardo Bohórquez)

Resulta necesario plantear estrategias que vean al fenómeno de la corrupción como un sistema y no sólo como actos aislados de individuos actuando de manera solitaria por beneficios particulares. Una de las causas que hace más difícil atacar el fenómeno de la corrupción es que las redes en torno a ella son muy poderosas e involucran a distintos actores que por complicidad, miedo u omisión fortalecen un espectro de amplia magnitud que no es fácil o deseable de deshacer. Seguir atacando la corrupción de la forma actual, de manera dividida, seguirá, en el mejor de los casos, señalando a actores pero no desarticulará los sistemas que dieron origen a la misma.

Hay que mandar el mensaje de que la corrupción no paga. (Yara Esquivel)

Es necesario ir detrás de los bienes de los corruptos. Asumiendo que el corrupto tiene como mayor motivación la obtención de una ganancia, no ir en busca de los bienes producto del delito y dejar los mismos para su disfrute o el de sus familiares, alimenta la idea de que la corrupción es un negocio del cual se pueden tener importantes ganancias. Sin consecuencias, no hay inhibición para seguir practicando la corrupción.

Hace falta dificultar la complicidad en la corrupción. (María Marván)

Resulta indispensable crear un sistema que establezca un control entre distintos actores. La participación entre actores con límites de responsabilidad concreta pero interdependientes entre sí, limita el ejercicio de la corrupción y establece responsabilidades compartidas para todos aquellos que participan activa o pasivamente en el fenómeno. Tener que corromper a múltiples actores dificulta el ejercicio de la corrupción.

Hay que seguir la ruta del dinero. (Eric Olshan)

Para encontrar la corrupción es necesario seguir el ejercicio de los recursos públicos y también la existencia de aquellos bienes, muchas veces evidentemente inexplicables, de los actores que tienen contacto con las decisiones públicas y el ejercicio de presupuesto. Esta ruta implica el manejo de dinero y bienes no sólo en el territorio nacional, sino también en el extranjero.

Una de las cosas más importantes es la autonomía. (Eric Olshan)

Es necesario que los servidores públicos destinados a investigar los casos de corrupción sean realmente independientes; su designación no debe tener relación con algún nombramiento político y mucho menos de un actor determinante como es el jefe del ejecutivo. Por otro lado, se requiere de un marco de actuación confiable donde el actor responsable de esta tarea no tenga miedo de hacer su trabajo y mucho menos a perder su empleo. Generalmente, los empleados son los que tienen que investigar a sus propios jefes; esto genera que la mayoría de los casos de corrupción no sean castigados, y mucho menos resueltos con penas ejemplares.

Son suficientes pocas leyes que sean claras y enérgicas. (María Marván)

Es necesario tener leyes claras y concretas, que dejen ver abiertamente la intención de no dejar lugar al fenómeno de la corrupción. Un gran número de leyes genera, como resultado, contradicciones y resquicios legales que son usados para un cumplimiento a modo. Es necesario observar que cuando la ley no funciona es una ley mal hecha, y cuando deja espacios a su lectura e interpretación abre la puerta a la corrupción.

Estos son algunos de los puntos que se comentaron, existen muchos otros, sin embargo esto es lo que consideramos fundamental para compartir a manera de resumen a penas elemental de todo lo que fue la jornada. Si es que cuentan con el tiempo, vale la pena entusiasmarse con la revisión de las conferencias y sacar sus propias conclusiones y aprendizajes.

Hablemos de Corrupción es una muestra del surgimiento de acciones que van más allá de la inconformidad social. Si estos ejercicios comienzan a ser frecuentes, muy pronto estaremos cerca de dejar la discusión de las alternativas atrás para comenzar a hablar sobre las mejores formas de articulación concreta de dichas acciones, lo cual sin duda sería una muy buena noticia.

[1] http://gruporeforma-blogs.com/encuestas/

Comentarios de Facebook
Instagram Feed Instagram Feed Instagram Feed Instagram Feed Instagram Feed Instagram Feed

Suscríbete a nuestro boletín

Te enviaremos las actualizaciones de contenido, notificaciones e invitaciones exclusivas. Puedes darte de baja cuando lo desees.

Te suscribiste a nuestro boletín. Muchas gracias

Share This