Nos enteramos de que el Colegio de Bachilleres, para promover el uso académico de las TIC´s y apoyar la línea estratégica “Enseñanza-aprendizaje” que ha definido su titular, la Dra. Sylvia Ortega Salazar, mejoró su infraestructura de cómputo en las salas de los planteles y está utilizando una iniciativa nacida en el Departamento de Capacitación de la Secretaría de Educación de Zacatecas, dando impulso al uso de esta distribución de software libre. Buscamos a Noé Reynoso Rojas, Director de Estadística y Tecnologías de la Información y la Comunicación del Colegio de Bachilleres, para que nos contara sobre esta interesante implementación en los 20 planteles del Colegio en sus 83 salas de cómputo.

Noé Reynoso Rojas nos habló del modelo de equipamiento, basado en servicios administrados, que están iniciando en 52 de las salas de cómputo con 1,367 equipos y 650 adicionales (ya existentes en otras salas) que utilizan este modelo dual. La implementación se realizó en los 20 planteles adscritos: 17 ubicados en la Ciudad de México y tres más en el Estado de México (Satélite, Ecatepec y Nezahualcóyotl), la cual beneficia a un promedio 93 mil alumnos, que es la matrícula promedio que atiende el Colegio en un ciclo escolar.

¿El objetivo? No sólo reducir costos y enriquecer las opciones del usuario, sino crear un ambiente lo más apegado a la realidad fuera del entorno escolar, ya que un número significativo de los alumnos que concluyen su educación media superior en el Colegio de Bachilleres decide iniciar de inmediato una vida empresarial o laboral. Sin ser un bachillerato tecnológico, la idea es poder darles la mayor cantidad de elementos necesarios de los que van a encontrar fuera de las aulas.

¿Cuál es la apuesta? Combinar el uso de software libre basado en una distribución de Linux con el uso de software propietario que corra en Windows, de manera que se fortalezcan los ambientes de aprendizaje, al apoyar el desarrollo académico de los planes de estudio, y se encuentre el mejor medio de transmisión del conocimiento.

Expandiendo el conocimiento

Al existir la libertad de cátedra en el Colegio de Bachilleres, cada profesor desarrolla sus propias estrategias didácticas para lograr los aprendizajes planteados en el mapa curricular. Por otra parte, las áreas de apoyo académico ponen a disposición de los profesores diversas aplicaciones informáticas, permitiendo que éstos seleccionen las que más se adecuan a las características y necesidades de aprendizaje de cada uno de sus grupos. Por ejemplo, al impartir la asignatura de Matemáticas II, donde el propósito general involucra la aplicación de modelos de la Geometría Euclidiana y la Trigonometría, el profesor puede utilizar las herramientas GeoGebra de Linux o cualquier otro software propietario disponible, con el objetivo de problematizar, construir, consolidar y evaluar los aprendizajes solicitados. Esto permite que el estudiante cuente con una diversidad de herramientas que para nada limitará su capacidad de aprendizaje y, al contrario, ampliará de forma significativa su bagaje de conocimientos.

Hace años esto parecía imposible, pero “afortunadamente hemos encontrado empresas de renombre en el mercado de software, cuyo acercamiento nos ha permito obtener grandes beneficios para el Colegio; si el software licenciado tiene un costo significativo, nos lo ofrecen en condiciones económicas atractivas o incluso a través de donaciones. De esta forma, los alumnos conocen los programas que van a encontrar en el mercado laboral cuando salgan del bachillerato”, nos comenta Reynoso Rojas, líder de este proyecto.

Algo que ha ayudado a la adopción de Linux en el Colegio de Bachilleres es que actualmente la mayoría de sus estudiantes y docentes están acostumbrados a manejar distintos ambientes como Windows, Mac y Android, basado en Linux. “Tenemos las últimas versiones en software comercial para diseño gráfico y editorial, suite de oficina y herramientas colaborativas, y en la opción de software libre también tenemos acceso a las herramientas equivalentes y a otras utilizadas por las áreas de desarrollo informático, por mencionar algunos casos”.

Radiografía del modelo dual

Las computadoras son HP del tipo SFF con tecnología AMD, procesador A10 de séptima generación, 16 GB en RAM, disco duro de medio TB y un monitor de 23 pulgadas. El disco duro está particionado para instalar los dos ambientes: Linux que requiere 150 GB con la versión completa de Escuelas Linux y el resto de los 500 GB es para el software propietario.

En la parte de Linux se está tomando una distribución muy ligera que se llama Bodhi Linux, que es la base sobre la que opera Escuelas Linux. Dentro de la diversidad de software que contiene, está Libre Office que es completamente compatible con la versión comercial de Windows. “Hemos comprobado que cualquier trabajo que quieran desarrollar los estudiantes, directivos, administrativos y profesores puede realizarse en los dos ambientes, independientemente de que los dominen o no. Hoy en día todas las cuentas de correo electrónico del Colegio están en la nube y, de igual forma, pueden acceder a través de cualquier navegador, independientemente del sistema operativo que hayan elegido para trabajar”. En algunos casos, la operación es más rápida y segura en software libre, sobre todo por el tema de los virus.

Para implementar este modelo, se contó con el apoyo del proveedor ganador de la licitación de Servicios Administrados y el fabricante del equipo, de tal manera que prepararon una imagen donde el arranque primario es Linux y el secundario Windows. También se personalizó con una imagen institucional agradable y amigable para facilitar la selección del ambiente del sistema operativo a utilizar por los alumnos y docentes, lo cual favorece el entendimiento y la familiaridad con los mismos, sin que se requiera un curso especial de introducción.

“El gran reto –puntualiza Noé Reynoso– es lograr mapear el uso del software libre y comercial que tenemos en los equipos con la currícula de nuestros planes de estudio, a fin de hacer más fácil el aprendizaje basado en el uso de los recursos existentes en ambos ambientes”.

¿Qué es el Colegio de Bachilleres?

Creado en 1973 por decreto presidencial,  es una institución educativa de nivel medio superior del Gobierno Federal y un Organismo Público Descentralizado con personalidad jurídica propia.

Contribuye de manera importante a la atención de la demanda del bachillerato general en la Zona Metropolitana de la Ciudad de México, a través de su sistema escolarizado distribuido en 20 planteles en dos turnos, así como su Sistema de Enseñanza Abierta (SEA) en cinco centros de estudio de la modalidad no escolarizada. También se atiende mediante este sistema a población recluida en centros correccionales del país. Conoce más en www.cbachilleres.edu.mx.

Comentarios de Facebook
Libertad de software en el Colegio de Bachilleres
9.55Nota Final
Puntuación de los lectores: (2 Votes)
9.6

Pin It on Pinterest

Share This